Mantras y mentiras de la izquierda española sobre la sanidad

Date:

En plena crisis sanitaria, económica y política, el gobierno social-comunista español le ha inyectado 15 millones de euros a los medios insertados en el duopolio de Mediaset y Atresmedia; esto es, los medios mayoritarios y afines al poder izquierdista, que en el pasado reciente también fueron beneficiados por el Partido Popular.

Esto no es casualidad: Ante el terrible desastre que ya se cuenta por más de 17.000 muertos, sin embargo, la propaganda del PSOE y de Podemos intenta desviar su mala gestión a través de constantes mantras y mentiras acerca de la sanidad, tales como que fue el PSOE el creador de la seguridad social española y que ésta se ha visto desbordada por los recortes de la derecha. Además, la izquierda trata de criminalizar toda crítica, diciendo que no es el momento de hablar mal, sino de estar unidos.

El problema para la izquierda es que esta conjunción de mantras y mentiras se resuelve muy fácilmente. A saber:

-La seguridad social española no fue creada por el PSOE. El primer proyecto de seguridad social como tal viene de Antonio Maura, político conservador de principios del siglo XX, y como realidad, ya se materializó durante el franquismo, mucho antes de la llegada de Felipe González a la presidencia.

-Cierto es que el Partido Popular recortó donde no había que recortar, como tan cierto es que mantuvo una injusta y brutal presión fiscal más propia de la izquierda. Pero lo cierto es que los recortes no los empezó el Partido Popular, sino el PSOE, y los empezó por la brutal crisis económica en la que Zapatero (esto es, el actual valedor y mensajero de Nicolás Maduro y Evo Morales) dejó a España, ante lo cual, la Unión Europea impuso números; porque entre otras cosas, Zapatero dejó un déficit de 16.000 millones de euros en la sanidad española. Y no olvidemos que toda la política de Zapatero (el mismo que negó hasta el 2008 que España estuviera en crisis económica, hablando de “economía de champions league”) se hizo en consenso con los sindicatos mayoritarios socialistas y comunistas que, por ley, en España reciben subvenciones del estado.

Nadie en la izquierda protestó por el monumental destrozo que le hicieron a la sanidad cuando ellos gobernaban.

-Y por último, si en este momento hubiera en España un gobierno de derecha, la izquierda estaría llamando a reventar las calles; tal y como hizo cuando estuvo el PP en el poder. Si bien al PP no se le puede llamar “derecha”, porque ha sido totalmente funcional a la izquierda; lo cierto es que en octubre de 2014, cuando tuvo lugar en España la “crisis del ébola”, siendo que fue un virus que no dejó ningún fallecido en España; sin embargo, se armó una polémica brutal (acompañada de una sañuda oposición liderada por Pedro Sánchez) porque se tuvo que sacrificar a “Excalibur”, el perro de Teresa Romero, auxiliar de enfermería que se contagió y que afortunadamente, sobrevivió; considerándose que el sacrificio de su mascota era por la salvaguarda de la salud pública.

Todavía están recientes las manifestaciones violentas y los escándalos mediáticos de la “crisis del ébola” por los mismos que ahora nos piden “unidad” y silencio. Y reiteramos: En buena hora, no hubo fallecidos. A día de hoy, con 12.000 fallecidos, los medios de “comunicación” del duopolio beneficiado por el gobierno social-comunista ocultan el dolor de las familias españolas (no veremos imágenes dolorosas de España mientras que exhiben imágenes desoladoras de otros países) al mismo tiempo que hacen el ridículo con tests chinos que no sirven, con mascarillas que retienen Francia y Turquía y con Marruecos y Argelia ampliando sus fronteras marítimas a nuestra costa mientras que Holanda nos echa en cara que hospitalicemos a los ancianos cuando podríamos «eutanasiarlos» a su estilo.

Y por cierto, la misma actitud se tuvo con los brutales atentados del 11 de marzo de 2004 en Madrid, ante lo cual la izquierda se lanzó en masa por la propaganda negativa, sin respetar el duelo mientras ciertas cloacas paraestatales actuaban para destruir pruebas y desviar atenciones; siendo que a día de hoy, todavía no sabemos quién cometió aquella atrocidad que “ayudaron” a que España diera un vuelco político.

No obstante, por más que continúen los mantras y las mentiras, y por más que el gobierno social-comunista intente aprovechar la desgracia sanitaria para imponer su agenda ideológica a golpe de decretazos dictatoriales de estilo bolivariano, la realidad está golpeando a la sociedad española y no será tan fácil llevarnos como corderos al matadero.

Los mecanismos de solidaridad activados en nuestra patria serán los mismos que reclamen y que exijan una alternativa a este caos que ya no se sostiene por ninguna parte.

Deja un comentario

Popular

More like this
Related

Milei recibe medalla de la Comunidad de Madrid: «No dejen que el socialismo les arruine la vida»

POR EDUARDO TZOMPA La presidenta de la Comunidad de Madrid,...

España y los cubanos: una millonaria deuda

por Maikel Arista-Salado El saldo de una deuda histórica que,...

Mi amor por España

por Marco Antonio Aguilar Soy cubano de nacimiento, pero con...

El pueblo español de Cuba

Maikel Arista-Salado Hola, soy Maikel Arista-Salado, cubano por nacimiento, crianza...