• El estudio coreano prueba más allá de toda duda razonable que el tratamiento con HQ+AZ funciona. ¿Te lo dijeron los medios de prensa? No, ¿verdad? Entonces pregúntate por qué.

El estudio con tres grupos de control, analizó la respuesta de los enfermos moderados que requerían hospitalización, a tres tratamientos propuestos, uno con Lopinavir-Ritonavir más antibióticos, el otro con hidroxicloroquina más antibióticos y por último, el tratamiento preconizado por las autoridades de la Organización Mundial de la Salud.

Los resultados no dejan lugar a dudas: las personas que fueron tratadas con el cóctel medicamentoso preconizado por el doctor Raoult lograron eliminar el virus, mejorar sus síntomas y salir del hospital antes que los demás. El estudio destacó “mejores resultados clínicos en el grupo tratado con HQ+AZ” a pesar de tener los peores perfiles clínicos, o sea más lesiones observadas en la radiografía y factores agravantes conocidos como la edad, LDH, recuento de linfocitos y PCR.

Sin triunfalismos el equipo médico consideró sin asombro, que los resultados obtenidos concuerdan con los estudios in vitro ya publicados desde hace meses que prueban consistentemente la eficacia de la HQ contra el SARS-CoV-2.

No obstante, los galenos confiesan que sus resultados contradicen otro estudio chino publicado recientemente donde no se observaron diferencias en la tasa de conversión negativa en comparación con el estándar, por lo que aconsejan seguir acumulando datos para sacar conclusiones definitivas.

Hasta el momento ningún medio francés se ha hecho eco de esta noticia. Contrasta esta actitud con la prontitud en que se difundieron durante todo el día la semana pasada dos estudios precedentes que, aunque no respetaron el protocolo propuesto por Didier Raoult, fueron dados por buenos para seguir sembrando la confusión entre la gente.

Lo que está ocurriendo en Francia, pero también e España con el tratamiento propuesto a los enfermos de la Covid-19, es una vergüenza y una ignominia por la que los responsables deberán rendir cuentas cuando esta pesadilla se termine.

Didier Raoult respondió a una comisión del Senado el pasado día 8 y denunció consistentemente los errores del gobierno de Emmanuel Macron y su atrevido ministro de la salud Olivier Verin, que se permitió en un reciente vídeo, faltarle el respeto al respetable médico marsellés.

Hoy se ha sabido que el propio presidente norteamericano está tomando hidroxicloroquina de manera preventiva tras los casos de contagio que se revelaron en la Casa Blanca la semana pasada.

1 COMENTARIO

Deja un comentario