Actualización: Ampliado hasta el domingo, día 10, el plazo para que los españoles residentes en el exterior puedan votar

Ayer seis de noviembre el consulado de España en Cuba abrió una bonita urna transparente para que todos los ciudadanos españoles inscritos en el CERA pudiesen depositar su boleta. Recordemos que menos de 2000 personas solicitaron ejercer sus derechos constitucionales en la isla.

Hay que lamentar que una masa electoral tan significativa, la segunda en América y la tercera a nivel mundial, ignore la fuerza de la unidad.

Los españoles de Cuba son una comunidad en aumento constante a pesar de la restrictiva y discriminatoria ley que estuvo vigente entre 2007 y 2011. No cabe ninguna duda, que si llegara a producirse una reforma del Código civil, tal y como proponen algunas formaciones políticas de izquierda en la Madre Patria, la isla podría volver, gracias a la demografía, a reintegrar el reino de España.

La ceguera parece primar a un lado y al otro del Atlántico. En Cuba los representantes de los españoles, en contubernio con el régimen, hacen lo imposible para que sus representados ignoren sus derechos o se concentren sobre el lado alimentario de la nacionalidad. Todas las asociaciones autorizadas por la dictadura, pero también las institucionales, subvencionadas con el dinero del Estado español carecen de la luz larga que se necesita para enfrentar los retos que se abren a la Hispanidad en el siglo XXI.

Del mismo modo, en España, los partidos políticos y la máxima autoridad del Estado, parecen empeñados en ignorar una evidencia: cubanos y puertorriqueños están listos para aceptar una reunificación con el Estado español de las autonomías bajo la forma actual que ampara la constitución de 1878.

La sociedad civil de un lado y del otro se encuentra inmersa en sus problemas cotidianos. Toca pues, a los líderes políticos presentar un proyecto de sociedad futura donde todos quepamos.

El consulado recuerda a los votantes que deben presentarse en el horario establecido con su documentación en regla, ya que de lo contrario no podrán depositar su voto.

Deja un comentario