Argentina a la cabeza de los beneficiados por ley de nietos

MADRID, 8 Dic. (EUROPA PRESS) –

Más de 650 personas han obtenido ya la nacionalidad española en virtud
de la nueva Ley de Memoria Democrática, popularmente conocida como la
‘Ley de Nietos’, principalmente en Argentina, según un recuento
realizado por Europa Press, aunque la cifra real será seguramente superior.

El Ministerio de Asuntos Exteriores no ofrece datos sobre el número de
solicitudes y de casos resueltos en la concesión de la ciudadanía
española desde que la ley entró en vigor el pasado 21 de octubre, más
allá de la campaña informativa que lanzó días después a través de su web
para dar a conocer los requisitos y los trámites.

En este sentido, están siendo los propios consulados generales de España
en los distintos países, esencialmente en América Latina, los que están
informando a través de sus redes sociales de cómo está transcurriendo
este proceso y brindando algunos detalles sobre los beneficiarios hasta
la fecha, aunque en general son pocos los que lo hacen.

La primera persona que obtuvo la nacionalidad española gracias a la
nueva ley habría sido María Francisca, según informó el pasado 10 de
noviembre el Consulado General en Santiago de Chile, si bien no se puede
descartar que hubiera algún otro caso anterior que no se haya hecho público.

Desde entonces, algunos consulados han informado también de las primeras
personas a las que han otorgado la nacionalidad. En el caso del
Consulado en Buenos Aires, este domingo informó de que ya había inscrito
a «650 nuevos españoles gracias a la ‘Ley de Nietos’ y recibido miles de
expedientes».

Argentina es uno de los países en los que se prevé que haya un mayor
número de solicitudes, dada la importante comunidad española y de
descendientes de españoles. También se espera que pueda haber un número
importante de solicitudes en otros países como México, Venezuela o Cuba.

En este sentido, el Consulado en Buenos Aires informó el 1 de diciembre
de que las 6.500 citas para presentar la solicitud que había sacado se
habían agotado en dos horas y que hasta ese día se habían dado 25.500
citas. «Seguiremos habilitando más citas hasta que todo el que quiera
pueda presentar su expediente», aseguró el Consulado.

Por su parte, el Consulado General en Caracas informó el 30 de noviembre
que esa semana se habían «firmado las primeras resoluciones favorables»,
un total de 18, precisando que la concesión de nacionalidad se había
concedido en virtud de tres de los supuestos contemplados.

A su vez, el Consulado de Ciudad de México notificó el 15 de noviembre
que José Pablo del Castillo Zabalgoitia era el primero en convertirse en
español en virtud de la nueva ley en el país azteca, mientras que el de
Miami informó el 1 de diciembre de que Jonathan David Hernández Antuña
había sido el primer español que habían inscrito.

LOS BENEFICIARIOS DE LA LEY

En virtud de la nueva ley, podrán optar a la nacionalidad española en
primer lugar «los nacidos fuera de España de padre o madre, abuelo o
abuela, que originariamente hubieran sido españoles, y los nacidos fuera
de España de padre o madre, abuelo o abuela, que originariamente
hubieran sido españoles y que, como consecuencia de haber sufrido exilio
por razones políticas, ideológicas o de creencia o de orientación e
identidad sexual, hubieran perdido o renunciado a la nacionalidad española».

Asimismo, también podrán solicitar la nacionalidad «los hijos e hijas
nacidos en el exterior de mujeres españolas que perdieron su
nacionalidad por casarse con extranjeros antes de la entrada en vigor de
la Constitución de 1978″, así como «los hijos e hijas mayores de edad de
aquellos españoles a quienes les fue reconocida su nacionalidad de
origen en virtud del derecho de opción de acuerdo a lo dispuesto en la
Ley de Memoria Democrática o en la llamada Ley de Memoria Histórica» de
2007.

La cuarta posibilidad contemplada es la de quienes «siendo hijos de
padre o madre originariamente español y nacido en España, hubiesen
optado a la nacionalidad española no de origen en virtud del artículo
20.1.b) del Código Civil, así como los hijos menores de edad de quienes
adquirieron la nacionalidad española por aplicación de la Ley de Memoria
Histórica, que optaron, a su vez, a la nacionalidad española no de origen».

La posibilidad de obtener la ciudadanía española en virtud de la
popularmente conocida como ‘Ley de Nietos’ ha generado mucha expectación
en los países de América Latina donde la presencia de españoles y de
descendientes de españoles es más elevada.

INCÓGNITA SOBRE EL REFUERZO DE CONSULADOS

Este hecho no pasa por alto en el Ministerio de Asuntos Exteriores, del
que dependen las embajadas y consulados en los que se tendrán que hacer
en persona los trámites para conseguir este nuevo estatus. Por ello, la
‘número dos’ del departamento, Ángeles Moreno, adelantó días antes de
que la ley entrara en vigor que se reforzarían algunos consulados.

Durante una comparecencia en el Congreso, Moreno expresó la voluntad de
trabajar para «reforzar las plantillas con los medios que tenemos» en
consulados como los de Argentina, pero también de México y Cuba ante
posibles «avalanchas» de solicitudes. Para ello, indicó, habrá que
«incrementar las partidas de personal, aunque no lo hacemos a la
velocidad que nos gusta».

En el departamento que dirige José Manuel Albares no han querido
confirmar si este refuerzo del personal en los consulados que a priori
se están viendo más desbordados por el número de solicitudes se ha
producido ya.

Salir de la versión móvil