InicioEspañaChavismo en España

Chavismo en España

Date:

Del autor

La expulsión de los jesuitas: Antecedentes y consecuencias

-Por Emilio Acosta Ramos Un tema que genera debate es...

Gracias a Alejandro Toledo, el globalismo se infiltró en el Perú

-Por Mar Mounier 'Gracias' a Alejandro Toledo, el globalismo se...

La camiseta de la Sampdoria

Habida cuenta de que en su momento hablamos de...

Recuerdo que hace tiempo, al ver este vídeo de una manifestación de venezolanos antichavistas en Madrid:

un chavista ibérico, con aire de paternalismo y dizque superioridad moral, intenta darle lecciones sobre Venezuela a un inmigrante venezolano. Según el chavista ibérico, los inmigrantes venezolanos al menos tienen un nivel socioeconómico y cultural elevado gracias a Chávez, no como los inmigrantes peruanos, bolivianos, argentinos o ecuatorianos con los que no podría debatir siquiera por su baja condición social/cultural…

Viví seis años en Perú (y trabajando con brasileños, valga la añadidura). Soy casado con peruana y mis niñas nacieron allí. Conviví y trabajé también con colombianos, venezolanos y argentinos, y fui testigo de la inmigración masiva de venezolanos en Lima. Creo que sé un poquito más de lo que pasa o deja de pasar en Hispanoamérica que muchísimos chavistas ibéricos que llaman a los africanos musulmanes y animistas por millones mientras acusan a la inmigración venezolana en España de ser «instrumento de la oligarquía» (justo lo que son los chavistas ibéricos en España) y les niegan la condición de refugiados; escándalo que la contradictoria y pesada burocracia española continua. Y de peruanos en particular y de hispanoamericanos en general puedo decir que se puede debatir con ellos con mucha más educación y libertad que con muchísimos españoles, y que es algo que no tiene nada que ver con la condición social ni con determinados esquemas político-económicos. De hecho, el español de a pie está embrutecido por norma general, sea de la opción política que sea. Pero en la pedantería clasista de los superados modernísimos sabelotodos (esta suerte de nuevos déspotas ilustrados), todo es posible… Hasta querer dar lecciones de Venezuela a los venezolanos.

En fin, luego de doscientos años de soledad, ha llegado la hora de reencontrarnos, reconociendo nuestros comunes y surrealistas errores, mas sin perder de vista nuestras enormes posibilidades y virtudes. Como vemos, el chavismo no es sólo un problema venezolano, y sólo una geoestrategia hispana práctica y sagaz, trabajada desde la base, nos irá liberando hasta reencontrarnos en nuestro providencial destino. Al final, no hay mal que por bien no venga.

*Otros vídeos sobre chavismo en España:

Subscribe

- Never miss a story with notifications

- Gain full access to our premium content

- Browse free from up to 5 devices at once

Firmas

Artículo anterior
Artículo siguiente

Deja un comentario