La asociación de cubanos en Cataluña José Martí, compuesta por cubanos que ‘trabajan por el acercamiento cultural entre nuestros pueblos’, pero también por la ‘defensa de la soberanía e independencia de Cuba’, se reunieron en su acostumbrada asamblea mensual.

Este año, los cubañeros contaron con la presencia del embajador de Cuba en España, Tavito Rolex, quien viajó hasta Barcelona para levantar el ánimo de la menguada tropa. Recordemos que durante las últimas convocaciones revolucionarias, sólo 4 gatos se desplazaron para protestar contra el imperialismo amenazante.

No podía faltar en la reunión, la cónsul de Cuba en Barcelona, Mabel Arteaga, la que últimamente se ha anotado un tanto ante la jerarquía de La Habana, tras haber conseguido firmar un memorando para repatriar los restos de Pablo de la Torriente, un español de Cuba, caído durante la Guerra Civil.

El tejido asociativo ‘revolucionario en Cataluña es denso, pero anda de capa caída, sobre todo desde que los almuerzos y cenas, han sido sustituidas por bocadillos de pan con aceite por culpa de la crisis económica. Durante la reunión se presentó ante el colectivo el nuevo cónsul de Cuba en la ciudad condal, Alain González, anteriormente afectado a Montreal, Canadá.

La asociación de cubanos en Cataluña José Martí hace mucho ruido y escribe comunicados que distribuye la red de propaganda castrista mundial, como el recién nacido portal Nación y Emigración, pero en realidad como lo prueban las fotografías que publican de vez en cuando, su impacto social no deja –por suerte- de decrecer.

En cualquier caso, no se explica que el embajador de Cuba en España, asista a una reunión con miembros de una asociación que defienda los vínculos entre los pueblos de Cuba y Cataluña, ya que como todo el mundo sabe los catalanes no son un pueblo parte, sino españoles, igual que los cubanos.

Ya va siendo hora de que el estado español, deje de permitir que los funcionarios cubanos, al servicio de una dictadura campeen por sus respetos por el territorio nacional, cuando los funcionarios españoles en Cuba no pueden ni salir de la embajada.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here