InicioEspañoles de CubaPresencia española en Cuba: el asilo Santovenia

Presencia española en Cuba: el asilo Santovenia

Date:

Del autor

La Hispanidad empieza en Cuba

entre otros valores, Cuba encabeza el sentimiento de Hispanidad, porque se lo ha ganado

IV – Trasfondo histórico de la cuestión puertorriqueña

En 1897 el movimiento autonomista en Puerto Rico pudo lograr que España finalmente le concediera a la isla una Constitución propia, la Carta Autonómica

Descolonizar Cuba

los pueblos como el cubano son en esencia sociedades europeas trasplantadas a otro clima, otra latitud y longitud

El Museo Nacional del Prado celebra su 203 aniversario

Foto: Trampantojo creado por el grafitero DiegoAS. Foto ©...

Fernando Zóbel y su mirada sobre el arte de los grandes maestros en el Museo del Prado

Ilustración: Alegoría de la Castidad, 1505 Lorenzo Lotto Óleo...

La casa quinta fue construida entre 1832 y 1841 por Manuel Eusebio Martínez de Campos, Conde de Santovenia, en la Calzada del Cerro, el barrio de lujo habanero del siglo XIX

  • Hoy día continúa pulcramente atendido por las monjitas, siendo el único de su tipo en Latinoamerica. Sin ellas hubiera sido destruído, igual que todas las institituciones que fueron intervenidas por el castrismo en 1959.

Por: José A. Sánchez
A pesar de que el Cerro, como muncipio, hoy dia alberga algunos de los peores barrios de La Habana ( Carraguao, El Canal, El Platano, El Pilar…), y junto con Centro Habana es uno de los municipios con peor situacion habitacional de Cuba ( leanse «ciudadelas y ruinas» ), tambien alberga una de las instituciones mas respetadas por todos los cubanos, y que ha sido la tabla de salvacion de miles de nuestro ancianos desde mas de 100 anos, y aun hoy dia, puede decirse con casi total seguridad que es el mejor asilo de ancianos de Cuba entera: el Asilo Santovenia.
El actual Asilo de Santovenia era conocido como “La Quinta del Cerro”, una vivienda palaciega y de recreo propiedad de los Condes de Santovenia, los mismos Condes de Santovenia que tenian su palacio en el casco historico, el Palacio Santovenia, actual Hotel «Santa Isabel». El Cerro fue la primera opción de escape de los ricos hacia nuevos territorios en su huida de la congestionada ciudad de La Habana intramuros, y fue, en el siglo XIX, lo que fue Miramar en el siglo XX.
La casa quinta fue construida entre 1832 y 1841 por Manuel Eusebio Martínez de Campos, Conde de Santovenia, en la Calzada del Cerro, el barrio de lujo habanero del siglo XIX. La edificacion es de estilo neoclasico con marcada influencia italiana. Es como un verdadero Trianon, no solo por su estilo, sino por su refinamiento. Posee un impresionante portal de 40 metros de ancho, y capilla propia de estilo gotico. Su sala de recepciones es de 16 metros de frente por 6 de fondo. En esta fantastica propiedad se hospedo el Archiduque Alejo, hijo de Alejandro II, zar de Rusia, asi como dos principes de la Casa de Orleans que despues reinarian en Francia con los nombres de Luis Felipe y Carlos X. Dentro de la arquitectura del Cerro, es uno de los conjuntos mas importantes, sino por la riqueza de su arquitectura, si por su misma historia y extension.
Los condes de Santovenia, despues de disfrutar la casa por varios anos, la pusieron en venta, y fue adquirida en 1886 por los albaceas de la acaudalada senora Susana Benitez de Parejo ( que habia fallecido en Madrid en 1885, dejando esta encomienda entre sus Actos de Ultima Voluntad ) para ser convertida en lo que es actualmente, con una capacidad de 200 camas, siendo originalmente atendido por las Hermanitas de los Ancianos Desamparados.
Hoy dia continua pulcramente atendido por las monjitas, siendo el unico de su tipo en Latinoamerica. La pulcritud de sus instalaciones, la excelencia de la atencion a los ancianos, y su dedicacion y esmero en mantener todo a nivel de excelencia no tiene igual dentro de Cuba, a pesar que desde hace anos cuentan con escaso o ningun apoyo gubernamental. Si cuenta con numerosas donaciones de particulares, y de la Xunta de Galicia y los gobiernos Autonomos de Asturias y Canarias, quienes han provisto al asilo hasta de vehiculos automotores y ambulancia propia. Y, como si todo lo anterior no fuera suficiente, en 1998 el Asilo abrio el comedor «Betania», que brinda alimentacion a muchas personas que no residen en el centro, y que continua funcionando actualmente.

Subscribe

- Never miss a story with notifications

- Gain full access to our premium content

- Browse free from up to 5 devices at once

Firmas

Artículo anterior
Artículo siguiente

Deja un comentario