InicioDe la prensaNuevas Filipinas en 1794

Nuevas Filipinas en 1794

Date:

Del autor

Sylvie, obra icónica de Öyvind Fahlström, en el Museo Reina Sofía

Madrid, 2 de diciembre de 2022. Querida Ofelia, El Museo Reina...

 El formato original de Mercurio y Argos de Velázquez en el Museo del Prado

Ilustración: Mercurio y Argos (Original sin añadidos con marco...

Margarita Rita Rica Dinamita en el Museo Reina Sofía

Foto: Ceremonia de Amor y Paz en Kaminal Juyú....

Tiempos turbulentos: Fernando VII, Carlos IV y Bonaparte

-Por Emilio Acosta Ramos A principios del siglo XIX la...

La Hispanidad empieza en Cuba

entre otros valores, Cuba encabeza el sentimiento de Hispanidad, porque se lo ha ganado

-Escrito tomado de Filiberto Martín‎ en Oficialización del Español en Filipinas

«El conquistador español Álvar Núñez Cabeza de Vaca fue el primer europeo que pisó territorio texano el 6 de noviembre de 1528. Fue uno de los cuatro supervivientes de los 300 hombres de la expedición de Pánfilo de Narváez que naufragó frente a las costas de Florida. Pasaron seis años y medio en Texas como esclavos y comerciantes entre varios grupos nativos hasta su retorno a la Nueva España.

Aunque los españoles habían enviado previamente un ejército simbólico a la frontera sur de lo que ahora es Texas, los primeros europeos establecidos en la parte principal y corazón de Texas fueron los franceses en 1685. No obstante, la presencia colonial de Francia fue breve. A pesar del fracaso de su colonia en Texas, los franceses continuaron reclamando el territorio, incluso después de que los españoles llegaran y lo colonizaran.

En 1689 los españoles al mando de Alonso de León gobernador de Coahuila cruzaron el río Bravo para destruir las ruinas de la colonia francesa del Fuerte de San Luis y establecer la misión de San Francisco de los Tejas en el este de Texas y mantener a los franceses en Luisiana, lejos de la riqueza de la Nueva España. Texas se convirtió en una zona de separación importante pero escasamente poblada entre los reclamos de las potencias de Francia y España.

El Texas español duró de 1690 a 1821 cuando Texas fue gobernada como territorio español del Virreinato de la Nueva España, conocida como el «Reino de Texas» o «Provincia de Nuevas Filipinas». Este periodo termina con la Independencia de México en 1821, creando el Texas mexicano.

Durante este periodo, Texas fue parte de cuatro provincias en el Virreinato de la Nueva España: desde el inicio bajo una jurisdicción conjunta con la provincia de Coahuila que se llamaba Nueva Extremadura, el área de El Paso estaba bajo la jurisdicción de Nuevo México, las misiones fundadas cerca de «La Junta de los Ríos» bajo la de Nueva Vizcaya y la región costera desde el río Nueces hasta el río Bravo y de ahí río arriba hacia Laredo bajo la jurisdicción de Nuevo Santander después de 1749.

Poco más de tres siglos transcurrieron entre la época en que la costa de Texas fue vista por primera vez por un español en 1519 y el 21 de julio de 1821, cuando la bandera de Castilla y León fue izada por última vez en San Antonio. Esos 300 años se pueden dividir en tres etapas: la era de la exploración inicial, en la que hubo una evaluación preliminar de la tierra y sus recursos; el periodo de la absorción cultural, en el que los indígenas de Texas comenzaron a adquirir elementos culturales de España, al principio indirectamente de intermediarios indios y después directamente de los españoles en sí; y la época de la ocupación defensiva, en la que la presencia española en Texas estaba más dictada por las consideraciones internacionales que causada por el impulso de un imperio en expansión. Durante la mayor parte del periodo del Texas español, el área asumió una importancia geopolítica enormemente desproporcionada a su lugar demográfico o económico dentro del Imperio español.»

– fuente: wikimedia.org

Subscribe

- Never miss a story with notifications

- Gain full access to our premium content

- Browse free from up to 5 devices at once

Firmas

Deja un comentario