Inicio Españoles de Cuba Reunión sorpresa entre E. Macron y D. Raoult en Marsella

Reunión sorpresa entre E. Macron y D. Raoult en Marsella

0

Actualización:

Durante la visita presidencial a Marsella, el profesor Raoult entregó al Jefe de Estado un estudio científico recién completado sobre 1061 pacientes cuyos resultados se estaban procesando la misma mañana. Según Les Echos, esta investigación mostraría una tasa de eficacia del 91%. Algo que el Palacio del Elíseo no ha confirmado, pero que puede explicar el calendario de la visita sorpresa de Emmanuel Macron.

Fuente : Le Figaro

La novedad del día es la reunión que sostuvo el presidente francés con el infectólogo Didier Raoult esta tarde en Marsella. Aunque por el momento no ha trascendido lo que han hablado los dos hombres, esta visita marca quizás un antes y un después en el tratamiento de la enfermedad Covid-19 en Francia. Ayer en un vídeo, el virólogo había anunciado la inminente publicación de datos «únicos en el mundo», sobre el tratamiento que él preconiza y que se aplica en el instituto que dirige. Estos datos resumen el trabajo realizado sobre mil pacientes que recibieron el tratamiento desde que se aplica en el IHU de Marsella.

El jefe de estado ha estado recorriendo el país en estos últimos días, y se espera que el lunes por la noche se dirija de manera solemne a la nación. La visita a D. Raoul se inscribe dentro de un programa de consultas con expertos de todos los ramos antes de pronunciar el esperado discurso la próxima semana.

Es una reunión muy simbólica que está alimentando ahora mismo muchas discusiones en todos los medios de prensa galos, dadas las criticas que otros especialistas le han hecho a este médico. En efecto, el doctor Raoult defiende una práctica más moral de la medicina, centrada en sus valores de base: diagnosticar y tratar con el mejor tratamiento posible.

Este viaje y reunión con el defensor de un tratamiento con hidroxicloroquina, despierta interrogaciones. Primero, porque no se había anunciado y luego, porque no puede dejar de interpretarse como un apoyo al «método Raoult», hasta ahora ignorado por el ejecutivo francés, que lejos de seguir sus recomendaciones, impide que los doctores generalistas receten la molécula libremente, autorizándola solo para los casos desesperados, algo inútil según los datos que ha venido publicando el Instituto Hospitalario Universitario, en concreto su polo de infectología que dirige el profesor Raoult.

El médico se encuentra en el centro del debate mundial sobre el uso -o no- de hidroxicloroquina para tratar el Covid-19. El tiempo apremia porque la enfermedad ha matado a más de 10,000 personas en Francia. E. Macron sabe perfectamente que si ignora públicamente los trabajos de Raoult la historia le pasará factura. Desde hace semanas, numerosas personalidades del mundo político, pero también reconocidos profesionales de la salud han pedido al gobierno que desbloquee la situación y permita que la hidroxicloroquina vuelva a recetarse libremente en caso de presentar los primeros síntomas de la infección. Como hemos destacado en Españoles de Cuba, el tratamiento preconizado en Marsella reduce la carga viral al cabo de los seis días de administración impidiendo el desarrollo de las afecciones respiratorias que conducen a la muerte a las personas vulnerables.

Una petición «#NePerdonsPlusDeTemps» lanzada por el ex Ministro de Salud Philippe Douste-Blazy, pidiendo suavizar las posibilidades de prescribir cloroquina ha sobrepasado las 450,000 firmas. Pero el responsable del Inserm, Gilles Bloch, la administración que supervisa la investigación médica en Francia desestimó estas iniciativas porque «Las peticiones no son una herramienta científica».

Mientras todo esto ocurre, en Marsella la gente sigue haciendo la cola frente al instituto del profesor Raoult para hacerse diagnosticar y tratar si están contaminados. Una practica a contracorriente de lo que se está haciendo ahora mismo en el resto de los hospitales franceses.

Un comunicado de Elíseo que acaba de darse a conocer, especifica que esta visita no significa que se vaya a aprobar el tratamiento, pero que el jefe del Estado se ha informado directamente en el terreno, sobre los avances de la investigación que se está llevando a cabo en Marsella.

SIN COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

Salir de la versión móvil